You are on page 1of 16

AÑO Comisión Episcopal de

DE LA FE Misión y Espiritualidad

Leer y
orar la
PALABRA
en
Tiempo
Pascual

1
PASCUA Domingo 8 Abril
1ª Hch 10,34-43 Ustedes lo mataron; pero Dios lo resucitó al tercer
día y nos lo hizo ver.
Salmo 117 Este es el día en que actuó el Señor; sea nuestra ale-
gría y nuestro gozo
2ª Col 3,1-4 Ya que han resucitado con Cristo, busquen los bienes
de arriba, donde está Cristo
Ev. Jn 20,1-9 Entró el otro discípulo; vio las vendas y el sudario en-
rollado; vio y creyó.
 Los testigos anuncian un hecho sorprendente: el cuerpo de Jesús ya no
está en el sepulcro, porque la potencia de Dios lo ha resucitado de la
muerte.
 Te alabamos, Padre, porque no has dejado en el sepulcro a Jesús. Re-
sucitado, él es ahora el Viviente, el portador de tu potencia de vida. Y
nosotros/as por el bautismo entramos en su vida nueva. ¡Aleluya!
Octava de Pascua Lunes 9 Abril
1ª Hch 2,14.22-233 Dios resucitó a Jesús y nosotros somos testigos.
Salmo 15 Protégeme Dios mío; me refugio en ti.
Ev. Mt 28,8-15 Jesús les salió al encuentro y les dijo: “¡Alégrense!”.
Ellas se acercaron y se postraron ante él
 El libro de Hechos recoge la predicación primera: el Kerygma. La expe-
riencia de las discípulas y los primeros testigos, es anunciada a todos
como fuente de vida.
 Señor, muéstrate a mi; acrecienta mi fe, para que pueda anunciarte
¡Aleluya!
Martes 10 Abril
1ª Hch 2,36-41 Esas palabras les traspasaron el corazón y pregun-
taron a Pedro: ¿Qué debemos hacer, hermanos?
Conviértanse y bautícense en nombre de Jesucris-
to
Salmo 32 La misericordia del Señor llena la tierra
Ev. Jn 20,11-18 María Magdalena fue y anunció a los discípulos: “¡He
visto al Señor! Y ha dicho esto”
 En un primer momento María Magdalena no reconoce al Señor, hasta
que él la llame por su nombre. La experiencia del Resucitado es anun-
ciada a los apóstoles por labios de una discípula.
 Señor, abre mis ojos para verte y contemplarte; abre mis labios para
anunciarte. ¡Aleluya!

2
Miércoles 11 Abril
1ª Hch 3,1-10 “No tengo oro ni plata; te doy lo que tengo. En nom-
bre de Jesucristo, ¡levántate y camina!”
Salmo 104 Que se alegren los que buscan al Señor
Ev. Lc 24,13-35 Sentado a la mesa con ellos, tomó el pan, lo partió
y se lo dio. Entonces se les abrieron los ojos, pero
él desapareció… ¿No ardía nuestro corazón mientras
nos hablaba en el camino y nos explicaba las escritu-
ras?
 En Emaús Jesús sale al encuentro de los discípulos abatidos y se comu-
nica en la Palabra y el Pan partido
 ¿Vivimos a la escucha de la Palabra, y ponemos a Jesús Eucaristía como
centro de nuestra vida?
Jueves 12 Abril
1ª Hch 3,11-26 Dios resucitó a Jesús y nosotros somos testigos. La fe
en Jesús ha curado a este hombre
Salmo 8 Señor, dueño nuestro; qué admirable es tu nombre
en toda la tierra
Ev. Lc 24,35-48 ¿Por qué se asustan?, ¿por qué dudan? Miren mis
manos y mis pies; soy yo en persona
 Jesús resucitado conserva los signos de su amor: las llagas, ahora glorio-
sas. Jesús resucitado es el mismo que fue crucificado
 ¿Por qué huyo de las cruces? “Sus heridas nos han curado”, ”Completo
en mi carne lo que falta a la pasión de Cristo, por su Iglesia”
Viernes 13 Abril
1ª Hch 4,1-12 Jesús es la piedra angular que ustedes, los arquitec-
tos, desecharon. En su nombre este hombre ha sido
curado. No hay bajo el cielo otro Nombre en el que
podamos ser salvados
Salmo 117 La piedra que desecharon los arquitectos es ahora la
piedra angular
Ev. Jn 21,1-14 El discípulo que Jesús amaba dijo: “¡Es el Señor!”…
Jesús se acercó, tomó el pan y se lo repartió.
 Jesús, al alba, guía y alimenta a los discípulos, a la Iglesia
 En este momento de mi vida ven, Señor, a poner luz en mis oscuridades
y a orientar la misión que me has confiado.

3
Sábado 14 Abril
1ª Hch 4,13-21 “No podemos dejar de proclamar lo que hemos visto
y oído”
Salmo 117 Te doy gracias, Señor, porque me escuchaste
Ev. Mc 16,9-15 “Vayan al mundo entero y proclamen la Buena Noti-
cia a toda creatura”
 A pesar de las resistencias y dudas, Jesús Resucitando sigue interpelan-
do a sus discípulos; confía en ellos y los envía
 Gracias Señor, porque me tienes paciencia; fortalece mi fe, concédeme
la ilusión de anunciarte con generosidad y alegría
Domingo II de Pascua-Divina Misericordia Domingo 15 Abril
1ª Hch 4,32-35 Los creyentes pensaban y sentían lo mismo; lo po-
nían todo en común
Salmo 117 Dad gracias al Señor porque es bueno, porque es
eterna su misericordia
2ª 1Jn 5,1-6 Lo que vence al mundo es nuestra fe
Ev. Jn 20,19-31 A los ocho días llegó Jesús: “La paz esté con uste-
des”… “Acerca tu dedo y comprueba; no seas incré-
dulo sino creyente”
 Si bien Jesús muestra los signos gloriosos de su pasión, para dar certeza
al discípulo, nos invita a dar el paso de la fe.
 ¡Señor mío y Dios mío!; Señor, yo creo, ¡pero aumenta mi fe!
Lunes 16 Abril
1ª Hch 4,23-31 Todos quedaron llenos de Espíritu Santo y anuncia-
ban la Palabra con valentía
Salmo 2 Dichosos los que se refugian en el Señor
Ev. Jn 3,1-8 “Te aseguro: el que no nazca de nuevo, no puede ver
el Reino de Dios”.
 Como en la primera comunidad cristiana, es preciso nacer de nuevo,
nacer del Espíritu
 Toca mi interior, invade mi espíritu con tu Espíritu y podré nacer de nuevo
Martes 17 Abril
1ª Hch 4,32-37 Tenían un solo corazón y una sola alma; todo lo po-
nían en común
Salmo 92 El Señor reina, vestido de majestad

4
Ev. Jn 3,11-15 “Nadie ha subido al cielo, sino el que vino de allí. Tie-
ne que ser elevado el Hijo de Hombre, para que todo
el que cree en él tenga vida eterna”.
 Fruto de la acción del Espíritu, la primera comunidad comparte todo. Así
pueden, en verdad, proclamar su fe en el Resucitado
 Señor, que nuestra fraternidad, las relaciones de amor, testifiquen que
creemos en ti
Miércoles 18 Abril
1ª Hch 5,17-26 “La cárcel estaba cerrada, con las barras echadas;
pero los hombres que ustedes encarcelaron están en
el templo, enseñando al pueblo”
Salmo 33 Si el afligido invoca al Señor, él lo escucha
Ev. Jn 3,16-21 “Tanto amó Dios al mundo que entregó a su Hijo úni-
co para que no perezca ninguno de los que creen en
él”.
 Toda la historia de la salvación resumida en el AMOR del Padre, que entre-
ga a su Hijo por nuestra salvación
 Señor, ¡abre mi corazón a tu Amor; derrama en mí tu Espíritu de Amor!
Jueves 19 Abril
1ª Hch 5,27-33 Hay que obedecer a Dios antes que a los hombres.
Nosotros no podemos callar lo que hemos visto y
oído.
Salmo 33 Si el afligido invoca al Señor, él lo escucha
Ev. Jn 3,31-36 El que cree en el Hijo tiene vida eterna
 Jesús es el único revelador del Padre; el único que comunica la vida de
Dios. Quien cree en él, ya no tiene miedo
 Señor, soy tu testigo, pero dentro de mi fragilidad. ¡Dame tu fuerza, au-
menta mi fe!
Viernes 20 Abril
1ª Hch 5,34-42 Los apóstoles salieron del Senado contentos de ha-
ber merecido los azotes por el nombre de Jesús
Salmo 26 Una cosa pido al Señor: habitar en su casa
Ev. Jn 6,1-15 Jesús tomó los panes, dijo la acción de gracias y los
repartió para que todos comieran
 Sólo el Espíritu da la capacidad de alegrarse por recibir un ultraje. Jesús
es el Mesías esperado, que sacia el hambre del pueblo

5
 Señor, en los momentos difíciles, dame fortaleza. Que mi corazón per-
manezca abierto a mis hermanos.
Sábado 21 Abril
1ª Hch 6,1-7 Elijan a siete hermanos: hombres de buena fama, lle-
nos de espíritu y sabiduría
Salmo 32 Que tu misericordia, Señor, venga sobre nosotros
Ev. Jn 6,16-21 “Soy yo; no tengan miedo”. La barca tocó tierra en
seguida
 La barca de la Iglesia, de mi vida, muchas veces es agitada. Pero Jesús
está en ella; con él llegamos al puerto
 Señor, en los momentos de tempestad, hazme sentir tu presencia, con-
cédeme tu fuerza y tu paz
Domingo III de Pascua Domingo 22 Abril
1ª Hch 3,13-19 Ustedes mataron al autor de la vida, pero Dios lo re-
sucitó de los muertos y nosotros somos testigos
Salmo 4 Haz brillar sobre nosotros el resplandor de tu rostro
2ª 1Jn 2,1-5 Tenemos un abogado ante el Padre: Jesucristo, el Jus-
to
Ev. Lc 24,35-48 Estaba escrito que el Cristo padeciera y resucitara de
entre los muertos. Ustedes son testigos.
 Somos invitados a dar el paso hacia una fe más consciente y madura, de
modo que nuestra vida exprese lo que creemos
 Señor Jesús, ¡ven a habitar en mí por la fe y el amor!, ¡dame fortaleza para
ser tu testigo!
Lunes 23 Abril
1ª Hch 6,8-15 Esteban, lleno de gracia y de poder, hacía signos y
prodigios en medio del pueblo
Salmo 118 Dichoso el que camina en la voluntad del Señor
Ev. Jn 6,22-29 Me buscan porque comieron hasta saciarse; trabajen
por el alimento que permanece
 No es suficiente buscar a Dios por los dones que nos da; es preciso creer en
Aquel que ha enviado: Jesús, su Hijo
 Señor, que por la fe en ti, mi rostro y toda mi vida, te reflejen, como el discí-
pulo Esteban

6
Martes 24 Abril
1ª Hch 7,51-8,1 “Señor, no les tomes en cuenta este pecado” Dicien-
do esto, expiró
Salmo 30 En tus manos, Señor, encomiendo mi espíritu
Ev. Jn 6,30-35 “Yo soy el Pan de vida. El que viene a mí no volverá a
tener hambre”
 No fue Moisés el que dio pan del cielo: el único que alimenta y sacia es
Jesús. De él sacó fuerzas Esteban para dar la vida perdonando
 Señor, ¡dame siempre de tu pan! ¡Que pueda vivir según tu Evangelio!
San Marcos, evangelista Miércoles 25 Abril
1ª 1Pe 5,5-14 Dios, que nos ha llamado en Cristo, después de haber
padecido un poco, los hará fuertes e inconmovibles
Salmo 88 Cantaré eternamente las misericordias del Señor
Ev. Mc 16,15-20 Vayan por todo el mundo y anuncien la Buena Noti-
cia a toda la creación
 No podemos guardar el don de la fe; todo cristiano es un misionero
 Señor, ¡cuenta conmigo! Te entrego mis fuerzas, lo que me has dado: a
tu servicio y para tu gloria
Jueves 26 Abril
1ª Hch 8,26-40 “¿Entiendes lo que estás leyendo?” – “¿Cómo voy a
entender si nadie me lo explica?”
Salmo 65 Aclama al Señor, tierra entera
Ev. Jn 6,44-51 “Yo soy el Pan vivo que ha bajado del cielo; el que
coma de este pan vivirá para siempre”
 El verdadero alimento de nuestra vida de fe: escuchar la Palabra y la
Eucaristía
 ¡Dame hambre y sed de tu Palabra; hambre y sed de tu Eucaristía!
Sto. Toribio de Mogrovejo Viernes 27 Abril
1ª Isaías 6,1-8 Oí la voz del Señor que decía: “¿A quién enviaré?” Yo
respondí: “Aquí estoy; ¡envíame!”
Salmo 116 Vayan por todo el mundo y proclamen el Evangelio
2ª 1Co 4,1-5 Somos servidores de Cristo y administradores de los
misterios de Dios
Ev. Mt 28,16-20 “Vayan y hagan que todos los pueblos sean mis discí-
pulos”

7
 La Iglesia en el Perú ha sido fundada sobre esta gran figura: humilde
discípulo y generoso misionero
 Frente a tanta necesidad de tu Palabra: Aquí estoy; ¡envíame!
Sábado 28 Abril
1ª Hch 9,31-42 La Iglesia se consolidaba y progresaba en la fidelidad
al Señor
Salmo 115 ¿Cómo pagaré al Señor todo el bien que me ha he-
cho?
Ev. Jn 6,60-69 Señor, ¿a quién iremos? Sólo tú tienes palabras de
vida eterna
 La duda y la fragilidad están al acecho; es ocasión para renovar la fe en
Jesús
 Señor, ¿a quién iría? Sólo tú tienes palabras de vida eterna
Domingo IV de Pascua- El Buen Pastor Domingo 29 Abril
1ª Hch 4,8-12 Jesús es la piedra que ustedes desecharon, y que se
ha convertido en piedra angular
Salmo 117 Es el Señor quien lo ha hecho
2ª 1Jn 3,1-2 El Padre nos llama sus hijos, “¡y en verdad lo so-
mos1”
Ev. Jn 10,11-18 Yo soy el buen pastor; yo conozco a mis ovejas
 Jesús, Buen Pastor, aquel que nos conoce y nos ama, convoca pastores
que cuiden de su pueblo
 Gracias, Jesús, por conducir mi vida hacia tu Reino; cuenta conmigo para
continuar tu misión entre mi pueblo
Lunes 30 Abril
1ª Hch 11,1-18 “¿Quién soy yo para oponerme a Dios?”
Salmo 41 Mi alma tiene sed de ti, Dios mío
Ev. Jn 10,1-10 “Yo soy la puerta; quien entra por mí, se salvará”
 Jesús es la única puerta de salvación, para todos los seres humanos, de
toda raza y cultura. Creer en él exige apertura
 Jesús, mi buen pastor; por ti quiero entrar y salir; ¡conduce mi vida paso
a paso!
San José obrero Martes 1 Mayo
1ª Hch 11,19-26 Bernabé vio la acción de la gracia de Dios y se alegró
mucho. Fue a buscar a Saulo.
Salmo 86 Alaben al Señor todas las naciones

8
Ev. Jn 10,22-30 “Mis ovejas escuchan mi voz, yo las conozco y ellas
me siguen”
 El cristiano escucha la voz del Señor en su Palabra; escucha y sigue a su
Maestro
 Dame hambre y sed de tu Palabra; transfórmame en seguidor/a tuyo.
Miércoles 2 Mayo
1ª Hch 12,24- 13,5 Después de orar y ayunar les impusieron las manos y
los enviaron
Salmo 66 Oh Dios, que te alaben los pueblos; que todos los
pueblos te alaben
Ev. Jn 12,44-50 No he venido para condenar al mundo, sino para sal-
varlo
 Creer en Jesús es creer en Aquel que lo ha enviado; Jesús habla en nom-
bre del Padre
 Señor, perdona mi pobre testimonio; que mi vida transparente tu pre-
sencia cada día un poco más
Veneración de la Santa Cruz Jueves 3 Mayo
1ª Gal 6,14-18 Lo que importa es ser una nueva criatura… Yo llevo
en mi cuerpo las señales de Jesús
Salmo 117 Den gracias al Señor porque es bueno, porque es
eterno su amor
Ev. Jn 12,31-36 “Cuando yo sea levantado en alto sobre la tierra,
atraeré a todos hacia mí”
 La cruz es la clave de la vida de Jesús y también de la nuestra
 Señor, gracias por haberme amado hasta la cruz; dame la fuerza y valen-
tía para llevar contigo mi cruz de cada día.
Stos. Felipe y Santiago, apóstoles Viernes 4 Mayo
1ª 1Co 15,1-8 Cristo murió por nuestros pecados y resucitó al ter-
cer día
Salmo 18 A toda la tierra alcanza su pregón
Ev. Jn 14,6-14 “Yo soy el camino, la verdad y la vida; nadie va al Pa-
dre sino por mí. El que me ve a mí ve al Padre”
 Sólo por medio de Jesús entramos en comunión con Dios
 Señor, ¡abre los ojos de mi corazón para verte, para ver al Padre en ti!

9
Sábado 5 Mayo
1ª Hch 13,44-52 Los paganos llenos de alegría glorificaron al Señor y
los que estaban destinados a la vida, creyeron
Salmo 97 Los confines de la tierra han contemplado la victoria
de nuestro Dios
Ev. Jn 14,7-14 “Quien me ha visto a mí, ha visto al Padre”
 Jesús es el camino para llegar al Padre. Los judíos que rechazan a Pablo,
abren el camino de la fe a los paganos
 ¿Soy “camino” que facilito que la Palabra del Señor llegue a todos?
Domingo V de Pascua Domingo 6 Mayo
1ª Hch 9,26-31 Bernabé presentó a Saulo a los apóstoles; les contó
cómo había visto al Señor y se quedó con ellos
Salmo 21 El Señor es mi alabanza en la gran asamblea
2ª 1Jn 3,18-24 Este es su mandamiento: que creamos y nos ame-
mos
Ev. Jn 15,1-8 El que permanece en mí y yo en él, ese da fruto
abundante
 Sólo podemos ser fecundos para el Reino si estamos unidos a Jesús
 ¡Que la fuerza de tu Espíritu corra por mis venas!, ¡que nunca me separe
de ti!
Lunes 7 Mayo
1ª Hch 14,5-18 Les anunciamos la Buena Noticia para que dejen sus
ídolos y se conviertan al Dios vivo
Salmo 113 No a nosotros, Señor, no a nosotros, sino a tu nom-
bre da la gloria
Ev. Jn 14,21-25 El que me ama, guarda mi palabra, y mi Padre lo
amará, y vendremos a él y viviremos en él.
 Vivir crecientemente de su Palabra, vivir en el Amor: éste es el modo de
dejarnos habitar por el Dios del Amor.
 ¡Envíame tu Espíritu, que me eduque para vivir de tu Palabra; que me
enseñe a vivir en tu Amor!
Martes 8 Mayo
1ª Hch 14,19-28 Contaron a la comunidad lo que había hecho Dios
por medio de ellos
Salmo 144 Que tus fieles, Señor, proclamen la gloria de tu reina-
do

10
Ev. Jn 14,27-31 “Les dejo la paz, les doy mi paz. No es la paz que da el
mundo. Que no tiemble ni se acobarde su corazón”
 No es la paz de las armas, sino la paz verdadera la que da el Señor
 Señor, a este mundo, a este país, a este corazón tan convulsionado,
¡concédenos tu paz!, la que sólo tú puedes dar
Miércoles 9 Mayo
1ª Hch 15,1-6 Contaron la conversión de los paganos y llenaron de
alegría a todos los hermanos
Salmo 121 Qué alegría cuando me dijeron: vamos a la casa del
Señor
Ev. Jn 15,1-8 “Permanezcan en mí y yo permaneceré en ustedes.
Como el sarmiento, ustedes no podrán dar fruto si
no están unidos a mi”
 En los momentos de “poda” hay que permanecer firmes en Jesús. Sólo
unidos a él nuestra vida será fecunda de buenos frutos
 Ahonda mis raíces en la buena tierra de tu Palabra; que su savia circule
en mis venas. ¡No permitas que me aparte de ti, mi Señor!
Jueves 10 Mayo
1ª Hch 15,7-21 Creemos que lo mismo ellos que nosotros, todos nos
salvamos por la gracia de Jesús.
Salmo 95 Cuenten las maravillas del Señor a todas las naciones
Ev. Jn 15,9-11 “Como el Padre me ama, así los amor yo: permanez-
can en mi amor”
 Estamos sumergidos en la inmensidad del amor de Dios y de Jesús; pero
ello debe abrir el corazón a relaciones universales
 Si nos sentimos amados/as por Dios, ¿qué le pasa a nuestra alegría?,
¿cómo va nuestra capacidad de perdón?
Viernes 11 Mayo
1ª Hch 15,22-31 “Hemos decidido, el Espíritu Santo y nosotros, no im-
ponerles otras cargas, más que las indispensables”
Salmo 56 Te daré gracias ante los pueblos, Señor
Ev. Jn 15,12-17 “Este es mi mandamiento: ámense los unos a los
otros, como yo los amo”
 Saberse amados por el Padre, elegidos por él, debería provocar la fuerza
suficiente para amarnos en la comunidad, la familia.
 ¡Gracias por tu amor sin límites, por la paciencia y la ternura que me
regalas! Que tu amor desborde de mí y aprenda a amar a mis hermanos

11
Sábado 12 Mayo
1ª Hch 16,1-10 Las iglesias se robustecían en la fe y crecían en núme-
ro día a día
Salmo 99 Aclama al Señor, tierra entera
Ev. Jn 15,18-21 “Si el mundo los odia, sepan que antes me odió a mí”
 Ser discípulo auténtico entraña la cruz y la persecución, porque el mun-
do no va en la línea del Evangelio
 ¿Estoy dispuesto/a a aceptar la cruz como elemento normal del discipu-
lado? Señor, ¡dame tu fuerza, pues tú conoces mi debilidad!
Domingo VI de Pascua-N.S. de Fátima Domingo 13 Mayo
1ª Hch 10,25-48 El Espíritu descendió sobre los que escuchaban a Pe-
dro. Se sorprendieron que el Espíritu se derramara
sobre los paganos
Salmo 97 El Señor revela a las naciones su salvación
2ª 1Jn 4,7-10 Dios es Amor. Amémonos unos a otros; el que ama
ha nacido de Dios
Ev. Jn 15,9-17 “Este es mi mandamiento: que se amen como yo los
he amado”
 El Amor del Padre es la fuente de todo: Jesús nos lo revela. Quien hace
experiencia del Amor del Padre y de Jesús, lógicamente lo comparte con
los hermanos
 ¡Que yo pueda hacer experiencia de tu Amor misericordioso, y amar de
esta manera a los hermanos, incluso a quien me rechaza!
San Matías, apóstol-N.S. Evangelización Lunes 14 Mayo
1ª Hch 1,15-26 Echaron suertes y le tocó a Matías: lo agregaron a los
once apóstoles
Salmo 112 El Señor lo hizo sentar con los nobles de su pueblo
Ev. Jn 15,9-17 “Ya no los llamo siervos; a ustedes los llamo “ami-
gos”
 Era necesario recomponer el grupo de “los Doce”, signo del nuevo Is-
rael. El grupo de “los amigos”, que anunciarán a Jesús por todo el mun-
do
 Te sirves de muchos signos para llamarme. A ti, mi Señor, te digo: “¡Aquí
estoy, cuenta conmigo!”
Martes 15 Mayo
1ª Hch 16,22-34 ¿Qué tengo que hacer para salvarme? Cree en el Se-
ñor Jesús y te salvarás tú y toda tu familia

12
Salmo 137 Señor, tu derecha me salva
Ev. Jn 16,5-11 “Les conviene que yo me vaya; porque yo les enviaré
al Espíritu Consolador, el Defensor”
 Con la fuerza del Espíritu Defensor, los discípulos reconocerán al Resuci-
tado y lo podrán anunciar, más allá de las persecuciones
 ¿Soy capaz de confiar en el Espíritu, de abandonarme a su acción?
Miércoles 16 Mayo
1ª Hch 17,15-18,1 Al oír hablar de “resurrección”, unos se echaron a
reír, otros dijeron: Te escucharemos luego
Salmo 148 Llenos están los cielos y la tierra de tu gloria
Ev. Jn 16,12-15 “Cuando venga el Espíritu de la Verdad, los guiará a la
verdad completa”
 El Espíritu de la Verdad nos conduce a entender los alcances de la pala-
bra de Jesús
 Danos, Señor, un corazón humilde, para abrirnos a tu verdad, conscien-
tes de que no la poseemos
Jueves 17 Mayo
1ª Hch 18,1-8 Muchos corintios que escuchaban a Pablo, creían y
se bautizaban
Salmo 97 El Señor revela a las naciones su victoria
Ev. Jn 16,16-20 “Ustedes llorarán mientras el mundo se gozará; pero
su tristeza se convertirá en alegría”
 Se anuncia la tristeza y desconcierto por la muerte trágica de Jesús, pero
con la resurrección y la acción del Espíritu, retornará la verdadera ale-
gría
 ¿Cómo anda nuestra fidelidad y confianza en los momentos de prueba?
Señor, danos tu fuerza, para ser tus testigos, incluso cuando llega el do-
lor y la muerte
Viernes 18 Mayo
1ª Hch 18,9-18 “No temas, sigue hablando que yo estoy contigo: en
esta ciudad tengo un pueblo numeroso”
Salmo 46 Dios es el Rey del mundo
Ev. Jn 16,20-23 “Ustedes por ahora están tristes, pero yo volveré y
se alegrará su corazón, y nadie les podrá quitar esa
alegría”

13
 Corinto era una ciudad grande y hermosa, pero muy inmoral. Ahí, entre
dificultades, Pablo permanece sembrando el Evangelio
 “Llévame donde los hombres necesiten tus palabras”, pero dame la cer-
teza de tu presencia, que es mi fortaleza y alegría
Sábado 19 Mayo
1ª Hch 18,23-28 Priscila y Aquila le explicaron a Apolo con más detalle
el camino de Dios
Salmo 46 Dios es el Rey del mundo
Ev. Jn 16,23-28 “Todo lo que pidan al Padre en mi nombre, él se lo
dará”
 Priscila y Aquila –una pareja de laicos- completan la formación del pre-
dicador
 ¡Todos somos responsables de evangelizar! Que lo pueda asumir con
generosidad creciente
La Ascensión del Señor Domingo 20 Mayo
1ª Hch 1,1-11 “Cuando el Espíritu descienda en ustedes, recibirán
fuerza para ser mis testigos”
Salmo 46 Dios asciende entre aclamaciones
2ª Ef 4,1-13 El que bajó es el mismo que subió por encima de to-
dos los cielos para llenar el universo
Ev. Mc 16,15-20 Ascendió al cielo y se sentó a la derecha de Dios
 La Ascensión de Jesús manifiesta una nueva forma de estar presente
entre nosotros: como Resucitado preside y acompaña la historia
 ¡Danos tu Espíritu, para que tengamos la fuerza de ser tus testigos!, con
la palabra y los signos del amor
Novena de Pentecostés Lunes 21 Mayo
1ª Hch 19,1-8 Pablo les impuso las manos y descendió sobre ellos
el Espíritu Santo
Salmo 67 Reyes de la tierra, canten a Dios
Ev. Jn 16,29-33 “Les he dicho esto para que encuentren la paz en mí.
Tengan valor: yo he vencido al mundo”
 Con la imposición de las manos, también los discípulos de Juan reciben
el Espíritu, más allá de sus diferencias
 ¡Cada día sea un Pentecostés!, ¡Infunde tu Espíritu en mi corazón!! Que
mis manos, mis gestos, mis palabras, sean sanadoras

14
Martes 22 Mayo
1ª Hch 20,17-27 Voy a Jerusalén, encadenado por el Espíritu. Pero a
mí no me importa mi vida, sino cumplir el ministerio
que me confió el Señor Jesús
Salmo 67 Reyes de la tierra, canten a Dios
Ev. Jn 17,1-11 “Esta es la vida eterna: que te conozcan a ti, y a tu
enviado: Jesucristo”
 La vida histórica de Jesús está llegando a su fin, por eso condensa todo
en esta oración: ¡glorifícame!, ¡que tengan la vida!
 Que tome consciencia de que ésta es mi hora, la hora de entregarme del
todo a ti, en su seguimiento, a tu servicio
Miércoles 23 Mayo
1ª Hch 20,28-38 Estén alerta. Los confío en manos de Dios y de su
Palabra de gracia
Salmo 67 Reyes de la tierra, canten a Dios
Ev. Jn 17,11-19 “Padre santo, cuida a los que me diste, para que sean
uno, como tú y yo somos uno”
 Jesús nos confía a las manos fuertes y bondadosas del Padre; ahí se
dilatará nuestro corazón para ser hermanos/as universales
 Sana mi corazón estrecho, sectario. Dame un corazón grande como el
tuyo, capaz de amar y perdonar, de construir unidad y armonía
María, Auxiliadora de los Cristianos Jueves 24 Mayo
1ª Hch 23,6-11 “¡Ánimo! Lo mismo que has dado testimonio de mí
en Jerusalén, tienes que darlo en Roma”
Salmo 15 Protégeme Dios mío, que me refugio en tí
Ev. Jn 17,20-26 “No ruego sólo por ellos, sino por todos los que cree-
rán mi por su palabra”
 Entremos en la gran oración de Jesús, que se dilata hacia todos los cre-
yentes del mundo
 ¿Cómo es mi oración? ¿Sólo pensando en mí mismo/a? Padre de todos,
que venga tu Reino y se haga tu voluntad en toda la tierra
Viernes 25 Mayo
1ª Hch 25,13-21 Discutían de un tal Jesús, muerto, que Pablo sostiene
que está vivo
Salmo 102 El Señor puso en el cielo su trono

15
Ev. Jn 21,15-19 “Simón, hijo de Juan, ¿me amas más que estos?” Pe-
dro respondió: “Señor, tú lo sabes todo; tú sabes que
te amo”. Jesús le dijo: “Apacienta mis ovejas”
 Jesús sigue confiando en el discípulo que lo negó; le sigue confiando el
cuidado de su rebaño. Sólo le pide el Amor
 Jesús, perdóname mis muchas negaciones, acerca mi corazón al tuyo y
que yo aprenda de ti el Amor de misericordia del Padre
Sta. Mariana de Jesús, ecuatoriana Sábado 26 Mayo
1ª Apoc 21,1-5 Vi la nueva Jerusalén, que bajaba del cielo, bella
como una novia, a recibir a su Esposo. “Yo hago nue-
vas todas las cosas”
Salmo 44 Escucha, hija mía, mira y presta atención
Ev. Mt 11,25-30 “Te alabo, Padre, porque has ocultado estas cosas a
los sabios, y se las has revelado a los sencillos”
 Los santos son expresión de la novedad de Dios que se manifiesta en los
sencillos
 ¡Dame un corazón sencillo, como el de un niño!, ¡Dame un corazón nue-
vo, capaz de recibir la novedad de tu Evangelio!
PENTECOSTÉS Domingo 27 Mayo
1ª Hch 2,1-11 Se llenaron todos de Espíritu Santo y comenzaron a
anunciar la Buena Noticia
Salmo 103 Envía tu Espíritu, Señor, y renueva la faz de la tierra
2ª Gal 5,16-25 Si vivimos por el Espíritu, dejémonos conducir por el
Espíritu
Ev. Jn 15,26-27;16,12-15 El Espíritu de la Verdad los guiará hasta la
verdad plena
 Todo en la Iglesia debe ser conducido por la acción del Espíritu de Jesús
 ¡Ven, Espíritu Santo! ¡Ven a sanar nuestra debilidad y a colmarnos de tu
Amor!

Comisión Episcopal de
Misión y Espiritualidad
Área de Animación Bíblica

Estados Unidos 838 Jesús María, Lima 11


Telefax 463 1010 Anexo 251 • Lima 100 • Perú
E-mail: cecabi@iglesiacatolica.org.pe / mortiz@iglesiacatolica.org.pe
www.bibliaycatequesis.org.pe

ANIMACIÓN BÍBLICA Y CATEQUESIS


16