You are on page 1of 5

DEFINICIONES DE COBERTURA

Las Cubiertas son estructuras de cierre superior, que sirven


como Cerramientos Exteriores, cuya función fundamental es ofrecer protección
al edificio contra los agentes climáticos y otros factores, para resguardo, darle
intimidad, aislación acústica y térmica, al igual que todos los otros cerramientos
verticales.

Inicialmente, el planteamiento de la edificación se originó en la creación de


espacios cubiertos, donde lo más importante era la cubierta que resguardaba de
las inclemencias del tiempo y ofrecía un ámbito privado.

En general, existen casos límites referidos al tema cubiertas, a saber:

 La cubierta no se diferencia del resto del cerramiento, ésto significa que la


cubierta caracteriza el tratamiento exterior del edificio, o queda incluida en el
tratamiento general del cerramiento.

Este tratamiento está dado en viviendas rudimentarias tales como las chozas
indígenas y abarca hasta obras de arquitectura moderna como el Estadio
Olímpico de Munich.

 Se visualiza una marcada separación entre el tratamiento de los cerramientos


verticales (fachadas) y la resolución de la cubierta.
 El edificio en su conjunto no muestra su cubierta de manera expresa para el
observador.

Dentro de estos casos límites, existe un variado espectro con infinidad de


soluciones diferentes que, en mayor o menor medida, acusan alguno o dos de los
aspectos mencionados ut supra.
Generalidades

Las Cubiertas no solo desempeñan el papel de protección contra los agentes climáticos
o para privacidad, sino que también debemos considerarla como un elemento estructural
que soporta su peso propio y las sobrecargas que actúan sobre el mismo, ya sea por el
uso, el viento, la nieve, las vibraciones de la calle, sismos, etc. Trasladando estos
esfuerzos a todos los elementos resistentes del edificio.

Por otro lado, es sabido que las cubiertas no son elementos inertes; sus elementos se
mueven, se contraen, se dilatan, por asentamientos, flechas, o efectos térmicos.

Las cubiertas se componen de tres partes diferenciadas:

1. La Superficie Exterior de Acabado

Ésta sufre los embates del viento, la nieve, el hielo, el calor de las radiaciones solares
y posibles cargas puntuales.

Por estas razones es conveniente efectuar una buena elección de los materiales que
sean resistentes, duraderos y también ligeros para no someter a la estructura a cargas
importantes.

2. Capas Intermedias

Las capas intermedias están sometidas a los movimientos que ocasionan los cambios
climáticos en la cara exterior y a las deformaciones y movimientos creados en el
soporte.

Por este motivo, los materiales que integran las capas intermedias sufren movimientos,
se mueven entre sí, rozándose unos contra otros. Por ello deben tomarse ciertas
precauciones a la hora de resolver las capas intermedias de las cubiertas.

3. Soporte

El soporte también está sometido a deformaciones que repercuten en las capas


intermedias y en el acabado de la cubierta plana.
Estas deformaciones pueden afectar en las paredes de coronación creando problemas
de fisuras con la consiguiente falta de estanqueidad para el edificio.

COMPONENTES DEL SISTEMA ESTRUCTURAL DE UNA CUBIERTA

a) Las correas: perfiles que se fijan con tornillos calibrados y que forman el entramado

sobre el que va fijada la cubierta. Para cubiertas de gran tamaño se utilizan sistemas de

unión de correas

b) Vigas Portantes: en celosías o llenas, se encargan de transmitir al apoyo las cargas de la

cubierta. Se fija con tornillos de alta resistencia.

c) Pilares estructurales: soportan y transmiten al cimiento las acciones de la cubierta. La

distribución coincide con los extremos de las vigas portantes.

d) Pilares de cierre: soportan y transmiten al cimiento las acciones originadas por el viento.

Para su dimensión se considera la existencia de otras sobrecargas y se fabrican con

perfiles UPN empresillados.

e) Anclajes: sobre ellos se materializa la unión entre los pilares y la cimentación. Cada

conjunto está formado por una zona roscada para facilitar los niveles y aplome de los

pilares.

f) Arriostramiento: son los elementos estructurales que van distribuidos en la cubierta y

la fachada para transmitir a la cimentación el componente horizontal de las cargas que

actúan en el edificio.

g) Cubierta: se pueden utilizar distintos materiales, desde fibrocemento, paneles sándwich,

chapas de acero galvanizados. Las modificaciones en los planos de la estructura se

resuelven curvando las chapas o con caballetes especiales, dependiendo del material.

h) Lucernario: se ubican en zonas más inclinadas de la cubierta para aprovechar la luz

natural pero evitar la entrada directa de los rayos solares.


i) Canalones: para recoger el agua y distribuirla hasta las bajantes. Las uniones entre

tramos van soldadas para mayor duración.

j) Aislamiento térmico: textiles sintéticos (lana de vidrio por ejemplo) colocados bajo el

material de cubierta y va distribuido sobre una red de soporte que se extiende sobre

las correas.

k) Falso techo: fabricado con placas de fibrocemento o aluminio. Van ancladas en un

entramado de listones de madera suspendido de la estructura de la cubierta.

CLASIFICACIÓN

Podemos agrupar los distintos tipos de cubiertas en tres tipos, veamos:

a) Cubiertas singulares compuestas por superficies de simple o doble curvatura.


Dentro de estas podemos destacar las cubiertas autoportantes. Solución
constructiva en la que no existe estructura portante. Consiste en un perfil
metálico curvado que apoya sobre las vigas de carga.
b) Cubiertas compuestas por superficies inclinadas planas, por lo general con
acusada pendiente y visible en la composición del conjunto ( es el caso de los
Tejados).
c) Cubiertas compuestas por superficies planas de poca pendiente, por lo general
transitables, no visibles en la composición de conjunto, exceptuando por puntos
de vista elevado (es el caso de las cubiertas planas o azoteas).

Al momento de elaborar el proyecto, se elige un tipo de cubierta, que responde al


programa del edificio diseñado, del entorno circundante y de las condiciones
climáticas de la región donde se halla implantado.

CONDICIONES PARA LA CONSTRUCCIÓN DE LAS CUBIERTAS


La condición principal de una cubierta ha de ser la estanqueidad, y como todos los
Cerramientos Exteriores, cumplirá todas aquellas funciones genéricas de protección y
aislamiento que se califican como básicas en aquellos.

De manera que, la cubierta, como unidad de conjunto y cierre superior (por lo general,
a veces se extiende lateralmente) debe tener un tratamiento específico de
estanqueidad, y como elemento constructivo que lo recibe y apoya, debe cumplimentar
las siguientes condiciones:

a) Aislamiento térmico y acústico de acuerdo a variables y por proyecto.


b) Las cubiertas deben reunir las condiciones constructivas necesarias para
cumplir con estanqueidad e impermeabilización y con las funciones que le son
propias, conforme su naturaleza y circunstancias, con aptitud de los materiales
para resistir cambios térmicos bruscos, ventilación adecuada, etc.

De acuerdo al clima de la zona, resolverá la cubierta de modos diversos y con los


materiales propios de la región.

Toda cubierta apoya sobre una base resistente, la cual está construida con los
elementos constructivos correspondientes e independientes del tratamiento de la
superficie de la cubierta en sí. No obstante, existen casos en que el elemento
resistente está íntimamente ligado a ella, como en los siguientes casos:

La cubierta está resuelta con los mismos elementos de composición que la


estructura resistente, en tal caso, es difícil separar uno de otro sobre todo en
tratamiento de huecos, lucernarios, etc. Estos configuran casos singulares que
no pueden sistematizarse.

La cubierta está realizada a través de una solución específica que comprende


en su conjunto el elemento resistente. Tales son los casos de los forjados, y
por ello conviene que encabecen la enumeración de los medios correspondientes
a las cubiertas (materiales empleados, elementos y sistemas).

http://www.construmatica.com/construpedia/Cubiertas