You are on page 1of 1

3.5.4 ANÁLISIS DE MODO FALLA Y EFECTO.

Un análisis modal de fallos y efectos (AMFE) es un


procedimiento de análisis de fallos potenciales en un sistema de clasificación determinado por la
gravedad o por el efecto de los fallos en el sistema. Es utilizado habitualmente por empresas
manufactureras en varias fases del ciclo de vida del producto, y recientemente se está utilizando
también en la industria de servicios. Las causas de los fallos pueden ser cualquier error o defecto
en los procesos o diseño, especialmente aquellos que afectan a los consumidores, y pueden ser
potenciales o reales. El término análisis de efectos hace referencia al estudio de las consecuencias
de esos fallos. El sistema AMFE fue introducido formalmente a finales de los años 40 para su uso
por las fuerzas armadas de los Estados Unidos.1 Más adelante fue utilizado también en el
desarrollo aeroespacial, con el fin de evitar fallos en pequeñas muestras y experimentos; fue
utilizado por ejemplo en el programa espacial Apolo. El primer boom del uso de este sistema tuvo
lugar durante los años 60, con los intentos de enviar un hombre a la luna y lograr su retorno a la
tierra. En los años 70 Ford introdujo el sistema AMFE en la industria del automóvil para mejorar la
seguridad, la producción y el diseño, tras el escándalo del Ford Pinto.