You are on page 1of 3

El temple es un tratamiento térmico en el que el acero es calentado hasta

temperaturas de austenización y posteriormente es enfriado rápidamente, con


el fin de de obtener una transformación que proporcione una estructura
martensítica dura y resistente. El temple superficial se utiliza generalmente para
componentes que necesiten una superficie dura y un sustrato que sea tenaz.

El láser interacciona con el material) con el objetivo de producir un calentamiento por


encima de la temperatura de transformación del material y un enfriamiento rápido al
aire que den lugar a una estructura más dura. El movimiento relativo de la huella
respecto al material, va dejando atrás una pista templada. Las densidades de potencia
que se utilizan en el temple son sensiblemente inferiores a las utilizadas en la
soldadura, en el corte o en el recargue.

ANCHURA
DE LA
V HUELLA HAZ LASER

PROFUNDIDAD DE TRATAMIENTO

PR
OF
UN
DI
DA
D PIEZA

T.c
rit.
T.f
u si ó
n Te
mp
era
tur
a
Los materiales que son susceptibles de ser templado con láser son los siguientes:
ALEACIONES TRATABLES TERMICAMENTE POR LASER
Aceros de baja aleación y alta resistencia, enduredibles
Aceros de herramientas
Aceros con C > 0,3%
Aceros inoxidables martensíticos
Fundiciones grises (perlíticas, aleadas, maleables y nodulares)

Hoy en día es proceso de temple puede ser controlado mediante sistemas


pirométricos que regulan la potencia del laser para mantener una
temperatura homogénea en el proceso de temple.
En la foto de la estructura metalográfica interna que se muestra a
continuación, se puede observar claramente cual es la zona o capa tratada
de la probeta.

Para obtener fotos de microscopio como las expuestas anteriormente, es


necesario que estás pruebas se hagan en laboratorio.