You are on page 1of 6

BIENESTAR SOCIAL

Por Bienestar Social se designa al conjunto de factores o elementos que


participan a la hora de determinar la calidad de vida de una persona y que en
definitivas cuentas son también los que le permitirán a esta gozar y mantener
una existencia tranquila, sin privaciones y con un constante en el tiempo estado
de satisfacción.

Entre estos factores se incluyen, e incidirán casi de la misma manera, aspectos


económicos, sociales y culturales. Si bien es cierto que lo que se entiende por
bienestar posee una importante carga subjetiva que le imprimirá cada individuo
con su propia y singular experiencia, porque es claro, lo que para uno es
bienestar para otro puede no serlo, existen factores objetivos para determinarlo
y que son los que nos permitirán hablar y distinguir cuando hay o no hay una
situación de bienestar.

Entonces, básicamente, en la concepción del bienestar social se incluyen todas


aquellas cosas que inciden de manera positiva para que un sujeto, una familia,
una comunidad, puedan alcanzar el objetivo de tener una buena calidad de vida.
Un empleo digno, en el cual se respete la percepción de un salario acorde al
trabajo, capacitación y esfuerzo que se desempeña, más el merecido lapso de
descanso que le corresponda a cada cual por ley y por la tarea que realiza,
recursos económicos para poder satisfacer las necesidades básicas como ser
de educación, vivienda, salud, tiempo de ocio y entretenimiento, son las
principales cuestiones que nos hablarán del bienestar o no en el cual vive una
persona, una sociedad.

Pero también y ya saliéndonos de lo estrictamente económico, hay otras formas


para determinar el bienestar de una comunidad: la esperanza de vida al nacer,
la tasa de alfabetización, la cantidad de libros que se publican al año, el número
de personas que pueden acceder a la Universidad, la disponibilidad que existen
de algunos bienes de consumo considerados no dentro de las necesidades
básicas, como ser una computadora, un teléfono celular, entre otros.
En tanto, el responsable máximo que tendrá en sus manos que una sociedad
logre el tan ansiado bienestar es el estado, quien, mediante diversas políticas y
medidas tendientes a corregir los vicios y las inequidades que se suscitan,
promueva el bienestar para cada uno de los habitantes de la nación y por eso,
además, tendrá la exigencia de él mismo poder generar y multiplicar riquezas.
Distribuir eficientemente la renta y promover el desarrollo de servicios públicos
que les garanticen a las personas la resolución de temas básicos como ser la
salud y de manera gratuita, por supuesto que contribuirán amplia mente a
implantar un contexto de bienestar social.

ESPONSABLE DEL BIENESTAR SOCIAL

Debido a que tiene en sus manos la organización de los recursos para que la
sociedad pueda disfrutar del ansiado bienestar social, al estado se le considera
el máximo responsable de su consecución e implantación. Para ello, los diversos
gobiernos deben poner en marcha políticas y medidas sociales que promuevan
el bienestar de todos y cada una de sus ciudadanos.

Para lograr el bienestar social es necesario que desde las más altas instancias
de una sociedad o país se pongan los medios y recursos necesarios para:

 Distribuir los distintos bienes: económicos, naturales, de infraestructuras


de un modo eficiente y justo.
 Garantizar el acceso a los servicios básicos, como son la educación o la
sanidad.
 Lograr el correcto desarrollo de estos servicios con el fin de alcanzar los
niveles de calidad más altos posibles.
 Promover entre los ciudadanos el acceso a actividades culturales y de
ocio.

INDICADORES DEL BIENESTAR SOCIAL DE UNA COMUNIDAD

Son diversos los factores que nos pueden ayudar a determinar si los habitantes
un país o comunidad han logrado alcanzar un nivel suficiente de bienestar social,
algunos son puramente económicos y otros relacionados con otras cuestiones,
como la salud o la educación:

 Producto Interior Bruto (PIB).


 Renta per cápita.
 Esperanza de vida.
 Porcentaje de personas con estudios superiores.
 Uso de la nuevas tecnologías.
 Eventos culturales: libros publicados, películas rodadas, número de
museos activos, etc.
BIENESTAR ECONÓMICO

Generalmente se entiende por bienestar económico aquel que es derivado de


una relación directa de las variables de producción, empleo y distribución de la
renta en un lugar (normalmente un país).

De otro modo, el bienestar económico es aquel en el que se maximiza el


bienestar social a través del crecimiento económico. Cuando existe bienestar
económico la mayoría de las personas del país cuentan con un empleo, hasta
alcanzar el desempleo estructural (aproximadamente el 4-5%) y existe una
distribución de la renta efectiva, es decir, no hay apenas desigualdad social y
todos los ciudadanos tienen igualdad de oportunidades. De ahí que el bienestar
económico esté íntimamente relacionado con el bienestar social.

Dentro del bienestar social, el bienestar económico es el indicador que recoge


en qué medida un país o territorio marcha bien y la capacidad económica que
tiene para fijar y desarrollar a las personas. Comúnmente el bienestar económico
se mide a través de la renta per cápita, es decir, la cantidad de bienes y servicios
que se producen de media por ciudadano de un territorio, así como el crecimiento
del PIB o el nivel de desempleo crónico que exista.

La renta per cápita, los salarios o el nivel de desempleo están relacionados con
la esperanza de vida, por lo que estos indicadores suelen ser a grandes rasgos
y de forma técnica un método para valorar el desarrollo y bienestar general de la
población. También entra dentro de bienestar económico la distribución de la
renta, donde una mayor y mejor distribución genera sociedades más prósperas
que si existe una gran barrera entre ricos y pobres.
BIENESTAR LABORAL

En la actualidad las organizaciones que apuntan su desarrollo y crecimiento al


éxito, deben enfocar la atención en satisfacer las necesidades de su principal
activo que es el capital humano, quienes son el punto clave al momento de
cumplir con los objetivos y generar productividad y ganancias a la organización.

Por lo tanto es de suma conveniencia que la Gerencia y el área de Gestión


Humana planifiquen, diseñen, realicen seguimientos y evaluación a los proyectos
o programas de Bienestar Social Laboral que busca crear, mantener y mejorar
las condiciones que favorezcan el desarrollo integral del colaborador, tanto en
su entorno social, personal, profesional mejorando su calidad de vida y de sus
familias.

BENEFICIOS DE BIENESTAR SOCIAL LABORAL

Los programas de Bienestar Social Laboral pueden ofrecer múltiples ventajas


tanto para la empresa como para los empleados:

 Mayor compromiso
 Sentido de pertenencia.
 Responsabilidad de los colaboradores hacia su trabajo y desempeño
laboral.
 Se dignifica al personal al satisfacer sus necesidades básicas.
 Se fortalece la identidad del personal, autoestima fortaleciendo los lazos
con su ocupación.
 Integra la familia con el empleado.
 Favorece el desarrollo de los colaboradores y sus familias " retener al
personal".
 Los colaboradores se identifican con los objetivos de la organización.
EL PAPEL DE LA SOCIEDAD

Además de los distintos aparatos del estado, la sociedad civil también juega un
papel importante en la consecución, mantenimiento y, sobre todo, en el
desarrollo y mejora del bienestar social. Para ello debe reflexionar sobre sus
necesidades presentes y futuras, el nivel conseguido y las posibilidades reales
de mejorarlo a corto y medio plazo.