You are on page 1of 8

RB Bennett y Mackenzie King en la Depresión

LA GRAN DEPRESIÓN: CANADÁ - RB Bennett y Mackenzie King

RB BENNETT

Contexto histórico
- Cuando comenzó la crisis, King instó a los canadienses a "esperar". Un enfoque similar estaba
siendo adoptado por Hoover en los Estados Unidos.
- Bennett se convirtió en primer ministro en 1930, derrotando a King en las elecciones debido a su
fracaso para abordar los problemas de la depresión.
- En los primeros años de la depresión se produjeron enormes excedentes de trigo, de unos cien
millones de fanegas.
- Los años 1930 también fueron años de desastres naturales. Las sequías golpean las praderas a
partir de 1929.
- Los desempleados y los agricultores de las praderas fueron los grupos más grandes de socorro en
la década, pero había otra categoría de beneficiarios de socorro, los "solteros, sin hogar,
desempleados".

Alivio y Reforma
1. Primero fue un proyecto de ley para proporcionar $ 20 millones para el alivio para el invierno de
1930. Esta fue una cantidad significativa porque el presupuesto federal en este momento era de $
500 millones.
a. Como la mayoría de los contribuyentes se verían afectados, los ingresos municipales
disminuirían y los gobiernos provinciales se verían obligados a dar ayuda. Fue radical porque
ningún gobierno federal aceptó la responsabilidad de apoyar a los desempleados antes de esto.
2. En 1932, el gobierno de Bennett creó campos de socorro bajo control militar para albergar a
hombres solteros, desempleados y pasajeros.
a. El gobierno vio a estos hombres como un grupo potencialmente explosivo que debería
mantenerse separado de la sociedad hasta que mejoren las condiciones económicas. A fines de
1932, aproximadamente 2 millones de hombres fueron empleados y se les dio un medio de vida.
3. En enero de 1935, Bennett habló de una gran reforma en una serie de cinco emisiones de radio,
conocidas como el New Deal de Bennett.
a. Bennett se dio cuenta de que aunque el New Deal de FDR nunca estuvo a la altura de las
expectativas, tuvo éxito en restablecer y ganar psicológicamente el apoyo de los estadounidenses.
Bennett quería emplear un "New Deal psicológico" en Canadá.
4. La Ley de Rehabilitación de Prairie Farm se aprobó en 1935 en respuesta a la sequía
generalizada, el abandono de las explotaciones agrícolas y la degradación de las tierras.
a. Aunque sus efectos totales fueron insuficientes, se dio algo de dinero a los agricultores con el fin
de mejorar sus prácticas agrícolas.
5. La Dominion Housing Act de 1935 proporcionó $ 20 millones en préstamos y ayudó a financiar
4900 unidades en tres años.
a. Aunque sus efectos no fueron significativos, se tomó una iniciativa federal activa para mejorar
las consultas de los canadienses.
6. En 1935 Bennett introdujo una legislación para regular las horas de trabajo, los salarios mínimos
y las condiciones de trabajo para la seguridad social. Tuvieron poco efecto en ganar la opinión
pública porque las personas no tenían trabajos para mejorar.
7. La Ley del Banco de Canadá de 1934 estableció disposiciones para un respaldo central en
Canadá, con su función central de regular el crédito y la moneda en Canadá.
a. Por lo tanto, estaba en condiciones de determinar el suministro de divisas y créditos en función
de las necesidades de la comunidad.
segundo. Bajo Graham Towers, sin embargo, el Banco de Canadá estableció una política de dinero
fácil y tenía dinero para prestar a bajas tasas de interés.
Tarifas
8. La segunda medida fue un aumento de los aranceles (aranceles de Bennett) en la mayoría de los
productos manufacturados que podrían producirse en el Canadá. Fue el aumento más fuerte en
los aranceles desde 1879.
a. Las tarifas debían dar a los fabricantes canadienses un monopolio en el mercado canadiense.
segundo. Los efectos del arancel fueron simplemente contrarrestados por la tarifa Hawley-Smooth
de Hoover, y el comercio exterior se vio afectado.
9. En 1935 había un excedente no vendido de doscientos millones de fanegas de trigo
a. Los aranceles estaban reduciendo la exportación de productos canadienses y los productores
estaban sintiendo los efectos de esto peor que los fabricantes, ya que era más fácil para los
fabricantes ajustarse a la oferta y la demanda que los productores.
10. Una Conferencia Económica Imperial se celebró en Ottawa en el verano de 1932. Bennett, que
era el presidente de la conferencia, estaba buscando una solución de la Commonwealth para el
problema de la tarifa y Gran Bretaña cumplió para encontrar una solución porque ya lo había
hecho. también abandonó su política de libre comercio.
a. La conferencia no fue efectiva porque las naciones querían aumentar las exportaciones sin
aumentar las importaciones de otros países de la Commonwealth.
segundo. Varios bienes importados a Canadá desde los Estados Unidos ahora se importarían desde
Gran Bretaña. Esto ayudó a preservar un mercado de exportación pero no pudo aumentar los
precios de los productos agrícolas porque Gran Bretaña no podía comprar toda la producción
excedente de Canadá.
Fallas
11. Hasta 1932, Bennett no elaboró una política sustancial para abordar la depresión porque se
pensaba que la situación era temporal y los efectos de las subvenciones de socorro de 1930 y los
aranceles elevados todavía se seguían.
a. Las condiciones siguieron empeorando debido a la inacción: de 1929 a 1933, el ingreso por
persona se redujo en un 75% en Saskatchewan.

12. Las malas condiciones en los campamentos de socorro, que ofrecen un bajo salario de 20
centavos por día, provocaron disturbios.
a. El número de canadienses que ya estaban en ayuda (aproximadamente dos millones en 1932)
imposibilitó que el gobierno federal financie adecuadamente los programas de obras públicas.
segundo. Los campamentos generaron desesperanza, albergaron políticas radicales y criaron el
comunismo debido a sus malas condiciones
do. Eventualmente, los campos fueron abolidos por King en 1936.
13. En junio de 1935, más de mil 1000 hombres del campamento en la Columbia Británica viajaron
hacia Parliament Hill en la caminata hacia Ottawa en busca de mejores condiciones económicas,
como el aumento de los salarios y un verdadero sistema de seguridad social.
a. Fueron detenidos por la policía montada en Regina y Bennett los consideró como infractores de
la ley.
segundo. Al igual que Hoover, quien respondió con dureza al 'Ejército de Bonos' en 1932, Bennett
fue criticado por su duro manejo de la situación. Parecía poco comprensivo con la difícil situación
de los canadienses afectados por la depresión.
14. El New Deal de Bennett fue duramente criticado. Bennett lo asoció fuertemente con el nuevo
acuerdo de FDR, como declaró en sus cinco transmisiones: "la reforma significa la intervención del
gobierno ... clavo la bandera del progreso al mástil".
a. El gabinete de Bennett estaba alarmado con sus anuncios porque la frase "New Deal" estaba
asociada con la experimentación radical de FDR en los Estados Unidos, pero el New Deal de
Bennett sería mucho menos radical. El New Deal de Bennett fue declarado inconstitucional porque
incumplió las responsabilidades provinciales
segundo. Los críticos pensaron que este era el intento de Bennett de apelar al público antes de las
elecciones de 1935.
do. El resultado fue una serie de proyectos de ley redactados apresuradamente y el New Deal de
Bennett nunca estuvo a la altura de las expectativas.
15. En 1935 Bennett introdujo una legislación para regular las horas de trabajo, los salarios
mínimos y las condiciones de trabajo para la seguridad social.
a. Tuvieron poco efecto en ganar la opinión pública porque las personas no tenían trabajos para
mejorar.
16. Las villas de chabolas se llamaron "barrios de Bennett" y los vehículos improvisados tirados por
animales de granja se llamaron "buggies de Bennett".
a. La gente comenzó a culpar a Bennett por sus malas condiciones.
17. Finalmente, el Parlamento fue disuelto en julio de 1935. R. B. Bennett, durante sus cinco años
en el cargo, había perdido la confianza de la mayoría de los canadienses en su partido y en su
gobierno.

MACKENZIE KING

1. En los seis meses iniciales posteriores al colapso bursátil, King tomó pocas medidas para abordar
problemas como el desempleo. Cuando se le preguntó a dónde iría el producto de los impuestos
elevados, King respondió: "No les daría (un gobierno tory) una moneda de cinco centavos".
a. King adoptó un enfoque de "no intervención" ante la situación porque creía que la economía se
arreglaría sola. Parecía reacio a abordar los problemas de la depresión.
2. Él comenzó una política de comercio más libre. Tres semanas después de asumir el cargo, había
firmado un acuerdo comercial con los Estados Unidos (1935).
a. Esto marcó el alejamiento de las barreras arancelarias cada vez mayores entre los dos países
que habían llegado a su punto máximo con la tarifa Hawley-Smoot y la tarifa Bennett, ambas en
1930.
segundo. Tres años después, se firmó un nuevo acuerdo comercial que involucraba tanto a Gran
Bretaña como a los Estados Unidos.
3. Poco después de asumir el cargo, King nombró una Comisión Nacional de Empleo, que se
encargó de reorganizar la administración de todos los gastos de socorro, y recomendar medidas
para crear oportunidades de empleo.
a. El NEC fue ineficaz. La mayor parte del alivio fue administrado por los gobiernos provinciales y
municipales y, a pesar de que el gobierno federal proporcionaba gran parte del dinero, el gobierno
federal no podía hacer mucho para cambiar el sistema.
4. El presupuesto de 1938 incluyó $ 25 millones en gastos adicionales después de la presión del
NEC.
a. Este fue un punto de inflexión en la política fiscal canadiense, por primera vez un gobierno había
decidido gastar dinero para contrarrestar un mínimo en el ciclo económico. Esta fue la aplicación
de la economía keynesiana, que vio que los gobiernos deberían invertir deliberadamente en la
economía en tiempos de depresión para contrarrestar la deficiencia, porque la empresa privada
no estaba en condiciones de hacerlo por sí misma.
5. Además de los gastos en el presupuesto, el gobierno también ofreció préstamos a los
municipios para mejoras locales y aprobó una Ley Nacional de Vivienda para fomentar la
construcción de viviendas. En consonancia con este enfoque keynesiano, el gobierno también
redujo algunos impuestos y ofreció algunas exenciones impositivas para los inversores privados.

En la década de 1920 y justo después de la Primera Guerra Mundial, Canadá experimentó


prosperidad económica, pero una década más tarde se derrumbaría. La siguiente década se
conocería como la Gran Depresión. En la época de la Gran Depresión, Canadá sufrió dos regímenes
políticos que aparentemente no hicieron nada para ayudar al país a salir de la depresión. Lo que
hace que esto sea más asombroso es el hecho de que estos dos regímenes se encontraban en los
extremos opuestos del espectro político canadiense, pero ninguna de las dos perspectivas arrojó
un marco claro para sacar a Canadá de la depresión.
La década anterior a la Gran Depresión fue un momento de prosperidad económica para Canadá.
Debido a un auge en la construcción que coincidió con la introducción de la producción en masa,
nació un cambio cultural hacia el consumismo. Por lo tanto, la década de 1920 fue un período de
crecimiento económico muy exitoso, con estándares de trabajo y de vida que mejoraron
notablemente y convirtieron a Canadá en una de las economías de más rápido crecimiento en el
mundo (Soule, 1947). Sin embargo, este período de prosperidad sería de corta duración. El 29 de
octubre de 1929, un día que se conocería como el "Martes negro", el mercado de valores
estadounidense se desplomó causando un efecto dominó en todo el mundo, especialmente en las
naciones industrializadas, ya que muchos otros mercados bursátiles de todo el mundo también se
colapsaron poco después. Los precios de las acciones cayeron en picado ese día y continuaron
cayendo a un ritmo sin precedentes durante un mes completo (Hakim 1995). Hasta el día de hoy,
es considerado como el desplome bursátil más devastador no solo en la historia de los EE. UU.
Sino también en la historia mundial (Smith 2008). Esto, por supuesto, tuvo un gran efecto en
Canadá, ya que simultáneamente se sumió en una depresión con los EE. UU. Debido a su alto nivel
de dependencia en los EE. UU. Durante los "años veinte", los canadienses compraron demasiado
en arriendo y crédito, incluidas acciones. Por lo tanto, cuando el mercado bursátil colapsó, muchos
canadienses fueron obligados a endeudarse instantáneamente y enfrentaron un momento difícil
cuando intentaron vender sus pertenencias personales, y recuperaron otras compras parcialmente
pagadas (Amaral y MacGee 2007). Además, una disminución en la demanda de recursos naturales
creó una caída sustancial en las ventas canadienses, ya que estas fueron las principales
exportaciones de Canadá. No ayuda el hecho de que el Canadá carezca de variedad de
exportaciones y de que haya aranceles elevados para los productos exportados, lo que permite
que muchos vendedores competidores de países con aranceles más bajos para las mismas
exportaciones puedan hacerse cargo de cualquier ventaja comercial que tenga el Canadá. Además,
muchas empresas canadienses habían expandido sus industrias en la década de 1920 para poder
generar más ganancias, pero la actividad económica obviamente se redujo en la depresión, y las
empresas quedaron expuestas a una fuerte deuda y a una falta de flujo de efectivo (Berton 2001).
Algo que hizo que la depresión de Canadá fuera diferente de los EE. UU. Fue el impacto
devastador que no solo tuvo la economía en la región de la Pradera, sino también las condiciones
climáticas de esa época. Las Praderas fueron golpeadas extremadamente duro durante este
período por varios años de sequía. Esto creó tormentas masivas de polvo que barrieron las
praderas, haciendo imposible que los agricultores pudieran cultivar las abundantes cantidades de
trigo que necesitaban para abastecer los mercados. El trigo que sobrevivió a las tormentas de
polvo era de muy mala calidad ya que no podía crecer alto y saludable debido a la falta de lluvia.
Dado que muchos granjeros habían comprado frecuentemente sus semillas y maquinaria
mediante el uso del crédito, a menudo estaban en bancarrota cuando no podían pagar sus deudas
(Francis, Jones y Smith 2008). Solo en Saskatchewan, más de 200,000 personas se vieron obligadas
a abandonar sus granjas y el 70% de su población dependía de formas muy básicas de asistencia
social (Berton 2001).
Al comienzo de la Depresión, los gobiernos provinciales ya estaban endeudados después de una
sobreexpansión de la infraestructura y la educación durante la década de 1920. Por lo tanto, le
correspondía al gobierno federal intentar mejorar la economía. Al comienzo de la Gran Depresión
William Lyon Mackenzie King fue el Primer Ministro de Canadá. Él, al igual que muchos líderes
políticos de la época, no estaba preparado para la depresión y pensó que era solo una fase
periódica, y en las primeras etapas realmente creyó que sería breve y que pasaría muy rápido sin
ninguna influencia de el gobierno federal y sin la necesidad de recurrir a medidas drásticas o
radicales. En cambio, King creía, de una manera muy apática, que correspondía a los gobiernos
provinciales individuales ayudar a sus propios ciudadanos. Estaba tan opuesto al alivio federal, que
hizo la declaración imprudente de que no daría una "pieza de cinco centavos" a ninguna provincia
con un gobierno conservador con respecto al alivio del desempleo (Neatby 1972). King creía que
no era obligación del gobierno federal en virtud de la Ley británica de América del Norte
proporcionar ayuda por desempleo a las distintas provincias, sino que las mismas provincias eran
responsables del bienestar de sus ciudadanos (Neatby 1972). Debido a su falta de acción y su
actitud apática hacia

La situación de los canadienses fue unánime en todo el país de que Canadá necesitaba un cambio
de gobierno. Después de que Mackenzie King demostró ser un fracaso absoluto para sacar a
Canadá de la depresión, los ciudadanos miraron hacia el partido conservador y su líder, RB
Bennett, que prometió acciones agresivas contra el desempleo. Teniendo en cuenta sus humildes
comienzos "de la pobreza a la riqueza", Bennett creía en el capitalismo y el sistema de libre
empresa, que era esencialmente el mismo principio económico en el que creía Mackenzie King
durante su régimen como primer ministro. Bennett comenzó su mandato asumiendo en primer
lugar una política represiva hacia los sindicatos, periódicos radicales y manifestantes
desempleados. Bennett también instituyó una tarifa abruptamente elevada a un nivel sin
precedentes, que supuestamente abriría el camino a los mercados mundiales y proporcionaría
protección a la industria canadiense ya que los canadienses se verían obligados a comprar
productos canadienses ya que los bienes extranjeros serían demasiado caros y las fábricas y
negocios canadienses beneficiaría. Sin embargo, esto sería contraproducente a medida que los
socios comerciales de Canadá comenzaran a comerciar aún más con países competidores con
aranceles más bajos, congelando esencialmente a Canadá como socio comercial (Safarian 1959).
Esta política restringió aún más el comercio de exportación canadiense e incrementó la carga de la
Depresión en aquellos que ya la sentían más. También tomó medidas de emergencia, a diferencia
del régimen del Rey, usando veinte millones de dólares, una enorme suma en ese momento, para
obras públicas y alivio del desempleo. Sin embargo, no fue suficiente para estimular la economía o
reducir la tasa de desempleo en una cantidad significativa (Berton 2001). Las estrategias del
gobierno no fueron efectivas y, a medida que la Depresión empeoraba, los canadienses
comenzaron a perder la confianza en el sistema capitalista, que había causado tal desastre
económico, y en el gobierno que parecía incapaz de sacar a Canadá de allí. El resentimiento estaba
intensamente enfocado en Bennett. Había prometido una acción decisiva, pero sus políticas
habían hecho poco para mejorar la situación. Los canadienses se frustraron cada vez más con la
falta de acción de Bennett y su gobierno y decidieron mostrar su disgusto. El 3 de junio de 1935,
alrededor de mil trabajadores de los campamentos de refugiados subieron a vagones de carga y se
dirigieron hacia el este en lo que se conocería como el "Viaje a Ottawa" para protestar por las
pésimas condiciones de trabajo en los campamentos de refugiados en todo el país (Waiser 2003).
Cuando el tren llegó a Regina, el número de manifestantes se había duplicado. Temeroso de una
gran protesta en Ottawa, R.B. Bennett detuvo el tren en Regina e intentó negociar con los
manifestantes (Waiser 2003). El 1 de julio de 1935 estalló un motín cuando la RCMP intentó
arrestar a los organizadores de la protesta. Un oficial de policía de Regina fue asesinado y 130
manifestantes fueron arrestados con esto. El viaje a Ottawa oficialmente había terminado pero se
había enviado el mensaje de que era hora de un cambio en las próximas elecciones (Waiser 2003).
En la época de la Depresión, no solo RB Bennett y Mackenzie King ofrecieron sus soluciones para
resolver los problemas de la economía, sino que muchos otros ofrecieron sus propias ideas. En
Occidente, surgieron dos partidos de protesta como fuerzas políticas principales: el Partido de
Crédito Social en Alberta y la Federación Cooperativa de la Mancomunidad (CCF) en
Saskatchewan. Bill Aberhart, era el líder del Partido de Crédito Social, creía que la Depresión era
causada por gente que no tenía suficiente dinero para comprar bienes y servicios, especialmente a
los granjeros. Su solución fue darle a cada ciudadano $ 25 por mes, un "certificado de
prosperidad" para que la gente pudiera comprar más productos y ayudar a la economía. Su
partido estuvo asombrosamente en el poder durante mucho tiempo en Alberta (Elliott y Miller
1987) aunque no pudo implementar gran parte de la plataforma de su partido ya que el concepto
de crédito social dependía en gran medida del control de la oferta monetaria y de los bancos,
ambos de que son una responsabilidad del gobierno federal de Canadá bajo la Ley Británica de
Norteamérica (Irving 1959). J.S. Woodsworth, el líder del CCF, creía que el sistema de libre
empresa había fallado a la gente durante la depresión y que el gobierno necesitaba asumir un
papel más importante en la economía durante la depresión (McHenry 1950). Propuso la
institución de muchas políticas sociales tales como: seguro de desempleo, atención médica
gratuita, asignaciones familiares y pensiones de vejez (McHenry 1950). En Quebec, la Depresión
tuvo una dimensión nacionalista añadida, ya que los intereses comerciales eran
predominantemente de habla inglesa y los asalariados de habla francesa. El problema económico
del desempleo en Quebec se convirtió en un problema cultural, y en 1936 la Depresión traería al
poder a la Unión Nacional y su líder Maurice Duplessis. Duplessis culpó a la existencia de la
Depresión por el hecho de que muchas de las industrias de Quebec eran propiedad de
estadounidenses y canadienses de habla inglesa. Formó la Unión Nacional para que los
quebequenses tuvieran más control sobre su economía (Black 1977). Cada vez más, de todas las
partes de En el país, hubo llamados a un cambio fundamental en el papel del gobierno para
garantizar el bienestar social y económico. En ese momento, las teorías monetarias del
economista británico John Maynard Keynes atrajeron considerable atención. Según Keynes, la
Gran Depresión solo podría ser vencida si los gobiernos deliberadamente incurrían en déficits
reduciendo los impuestos para aumentar el poder adquisitivo y gastando en obras públicas y otras
inversiones a gran escala para estimular la actividad industrial (Neatby 1972). Temiendo disturbios
políticos, Bennett sorprendió a muchos canadienses e incluso a algunos miembros de su propio
partido con una serie de emisiones de radio en enero de 1935 en las que admitió que había
agujeros en el sistema capitalista y anunció un "New Deal" para Canadá que resultaría en en una
mayor justicia social (Bliss 1994). Bennett propuso reformas tales como: seguro de desempleo,
horas máximas de trabajo y salarios mínimos en la industria, extensión del crédito agrícola y una
junta de comercialización de productos naturales (Bliss 1994). Sin embargo, los canadienses no
estaban convencidos de la sinceridad del primer ministro sintiéndose como si hubieran escuchado
esta "canción y baile" antes, y en la elección de 1935 los conservadores fueron derrotados. Los
liberales, con el lema King o Chaos, regresaron al poder después de una ausencia de cinco años
con la mayoría más grande en la historia de Canadá hasta ese momento (Neatby 1976). Con la
gran depresión todavía en curso, Mackenzie King decidió adoptar una postura más suave sobre la
reforma social en su regreso a la oficina para tratar de impulsar en última instancia la economía.
Mackenzie King procedió con cautela en su segundo régimen. Él había cuestionado si el gobierno
federal tenía la jurisdicción para aprobar las reformas del New Deal, y remitió el asunto a los
tribunales para su decisión (Neatby 1976). El Comité Judicial del Consejo Privado Británico, la corte
de apelación más alta para Canadá, declaró que la mayoría de la legislación propuesta estaba más
allá de los poderes federales (Neatby 1976). Para su crédito, Mackenzie King creía en los remedios
propuestos por John Maynard Keynes, la reducción de la deuda, los bajos impuestos y los
aranceles moderados. Sin embargo, el gasto en déficit era indeseable. Él dudaba en intervenir en
el orden social. Sin embargo, la unidad del país, siempre su principal objetivo, estaba en juego, y se
adaptó a la creciente demanda de bienestar social (Neatby 1976). Sin embargo, los ciudadanos de
las Praderas prefirieron soluciones del CCF y del Social Credit Party que llevan a King a llamar a la
región "parte del área desértica de los Estados Unidos. Dudo que vuelva a ser útil". (Neatby 1976)
King en cambio centró sus esfuerzos en las provincias de Ontario y Quebec y en el sector industrial
más específicamente en relación con el propuesto proyecto St. Lawrence Seaway con los Estados
Unidos. Prometiendo un tratado comercial muy deseado con los EE. UU., el gobierno King aprobó
el Acuerdo Comercial Recíproco de 1935. Marcó un punto de inflexión en las relaciones
económicas entre Canadá y los Estados Unidos, disminuyó los aranceles y produjo un aumento
dramático en el comercio (Boucher 1985-1986). En este momento, lo peor de la Depresión había
pasado y la economía estaba subiendo aunque en un caracol ritmo similar. En 1939, Canadá
estaba en el primer período de prosperidad en el ciclo económico en una década. Esto coincidió
con la recuperación de la economía estadounidense, que creó un mejor mercado para las
exportaciones y un nuevo flujo de entrada. f Capital muy necesario. Mackenzie King y R.B. Bennett
intentaron sacar a Canadá de la gran depresión, pero sus políticas probaron obstaculizar la
economía en lugar de ayudarla. En última instancia, hasta 1939 y el estallido de la Segunda Guerra
Mundial, la economía canadiense volvió a los niveles que tenía en la década de 1920. Sin embargo,
uno de los efectos duraderos más importantes de la Depresión fue el nuevo papel del gobierno.
Bajo RB Bennett y Mackenzie King se crearon los primeros elementos del estado de bienestar de
Canadá, y el tamaño y el papel del gobierno comenzaron a crecer enormemente en las siguientes
décadas (Bliss 1994). La Gran Depresión sirvió de catalizador para muchas reformas
fundamentales como la Ley del Seguro de Desempleo, la Ley de Asignaciones Familiares, la Ley de
Seguridad de la Vejez de 1951, el Plan de Pensiones de Canadá de 1964 y la Ley de Salud de
Canadá de 1966. La Depresión reveló la inseguridad económica de la sociedad moderna y condujo
a la expansión de la actividad del gobierno federal al asumir la responsabilidad de los principales
servicios de bienestar social.