You are on page 1of 3

1.

Un Agente de Aduana, como lo señala la ley, es un profesional auxiliar de la


función pública aduanera. En ese sentido, la función más genérica y esencial del agente
de aduanas es actuar como gestor en el despacho de mercancías de sus clientes, tanto
en la importación de mercancías como exportación. El cliente le encarga al agente
de aduanar el despacho de cierta mercancía, quien deberá cumplir con todas las
formalidades aduaneras necesarias para nacionalizar las mercancías importadas
sometidas a otro régimen aduanero, o para exportarlas, si fuese el caso. Esto se
encuentra dispuesto en el art. 195 de la Ordenanza de aduanas.

2. Así mismo, el agente de aduanas representa a su cliente en el despacho de su


mercancía; actúa en representación de terceras personas (sus clientes) en la
tramitación de las mercancías que ingresan o salen del país. Ello requiere de un
poder simple de la persona natural o un simple endoso de la carta de porte. En ese
sentido, es obligación del agente de aduanas pagar en nombre del cliente y ante la
aduana los impuestos correspondientes por el tráfico de mercancías (Impuesto al
Valor Agregado siempre y Arancel Aduanero, si acaso la mercancía en cuestión no
se encuentra sujeta a una reducción o liberación del mismo por medio de un Tratado
Internacional).

3. Una tercera función que le corresponde al agente de aduanas es ser ministro de fe (art.
195 inciso 2º Ordenanza de Aduanas) de todos los datos que registren en las
declaraciones que formulen en los documentos de despacho realizados a sus clientes. De
esta manera la Aduana tendrá por cierto lo que manifieste el Agente respectivo. Se
tendrán por auténticas, es decir, conforme con el valor de los documentos que se
reproducen, las copias que los Agentes de Aduana otorguen sobre cualquiera de las
actuaciones que comprende el despacho en que han intervenido o de los documentos que
se requieren para éste. Las copias podrán ser dactilografiadas o fotografiadas y en ellas
deberá expresarse el número del ejemplar y se estampará la fecha en que se otorgue
y la firma y timbre del despachador.

4. Una función muy relevante del agente de aduanas es llevar un libro de registro de
todos los despachos en que él intervengan los mismos y, en segundo lugar, formar con los
instrumentos relativos a cada uno de ellos un legajo especial que mantendrán
correlacionados con aquel registro. Dicho libro deberá estar foliado y ser timbrado
por la Administración de Aduana. Art. 201 Nº1 Ordenanza de Aduanas.

5. Otra función relevante de un agente de aduanas es, con la búsqueda de garantizar de


una mejor manera aquellas prestaciones que debe realizar a sus clientes, relativas al
despacho de sus mercancías- tanto dentro del territorio nacional como fuera de este-, la
posibilidad de constituir una sociedad de responsabilidad limitada o sociedad
colectivas, tanto con otro agente de aduanas, como con personas sin ese título. Art.
198 de la Ordenanza de Aduanas.

6. Por último, una sexta función de todo agente de aduanas es la de constituir y


mantener vigentes las cauciones que fije la autoridad aduanera.
a) Auxiliar Función Pública de la Aduana; se ve por cuanto a la habilitación de
la aduana que le permite prestar servicios a terceros como gestor de despacho de
mercancías.
b) Ministro de fe en materia de aduanera; en cuanto a que la Aduana podrá tener por
cierto que los datos que registren en las declaraciones que formulen en los documentos
de despacho pertinentes.
c) Representar a los importadores ante aduana
d) Representar a exportadores ante tramites en la aduana.
e) Pagar impuestos (IVA y aranceles en nombre del cliente ante la aduana)
f) Estar presente en el aforo

El agente de aduanas es un profesional auxiliar la función pública aduanera, el cual


tiene una licencia que lo habilita ante el Servicio Nacional de Aduanas, para prestar
servicios a terceros, funcionando como gestor en el despacho de mercancías.
- Importaciones
- Exportaciones
- Comercio exterior en general
- Asesoría
- Ministro de fe: en cuanto a que la aduana, a través de los agentes, podrá tener
por cierto que los datos que se registren en las declaraciones que se formulen
en los documentos, guardan conformidad con los antecedentes que
legalmente les deben servir de base para ello. De tal manera que, los
documentos que no permitieren una declaración segura o clara deberán ser
subsanados por el agente, en quien recae de alguna u otra forma la
responsabilidad de ello y tendrán que, por tanto, registrar los datos
pertinentes y correspondientes incluso aun sea necesario el reconocimiento
físico de las mercancías.
- Fiscalizar: deben cumplir con la función de fiscalizar, toda vez que se
constituyen, tal como anteriormente se mencionaba, como responsables de
las acciones u omisiones que se puedan dilucidar como infracciones de lo que
la ley pide para el correcto cumplimiento de los documentos necesarios para
la correcta tramitación aduanera. Teniendo relación directa con ella entonces,
el Código Penal, La Ordenanza de Aduanas y todas aquellas leyes de orden
tributario, cuyo cumplimiento y fiscalización corresponda al Servicio de
Aduanas y que por tanto, el agente, en razón de que se cumpla la ley a
cabalidad, fiscalizará para lograr una buena gestión de todos los trámites y
documentos necesario